5 formas en las que naturaleza impacta en tu estado anímico

Más del 50% de la población mundial vive en áreas urbanas. Para el 2050 se estima que el 70% de las personas vivirán en una ciudad. Con un estilo de vida urbanita en el que abundan las enfermedades mentales, una escapada a la naturaleza puede representar una cura para mantener el estado anímico en orden. Algunas de las cosas que te ayudarán son estas:

1. Caminar entre árboles reduce la rumiación y la melancolía: En este estudio un grupo de participantes caminó durante 90 en la naturaleza mientras que otro grupo lo hizo en un entorno urbano. Las personas que caminaron en la naturaleza reportaron una caída significativa en cavilaciones e incluso mostraron cambios positivos en las áreas del cerebro asociadas con las enfermedades mentales, mientras que aquellos que caminan en los entornos urbanos no mostraron ninguna mejoría.

2. La naturaleza acelera la recuperación de nuestro cuerpo frente al estrés: Los investigadores han demostrado que la observación de  imágenes de la naturaleza, a diferencia de los entornos urbanos, ayudaron a la recuperación fisiológica de las personas con una activación de su sistema nervioso parasimpático (el sistema que nos ayuda a calmarnos en una situación de estrés).

3. Los paisajes del desierto disminuyen la motivación para cambiar malos hábitos: Al parecer, no toda la naturaleza es beneficiosa. Una serie de estudios encontraron que la visualización de desiertos (en comparación con paisajes exuberantes) reduce la confianza de los participantes en su capacidad para cambiar los hábitos negativos. Esto sucede porque los paisajes desérticos y áridos paisajes son percibidos como estresantes y agotadores frente a los paisajes con ríos y agua.

4. Los lagos y los árboles mejoran tu nivel de atención cuando estás cansado: Los participantes en este estudio estaban fatigados y vieron imágenes de diferentes entornos naturales, para después poner a prueba su atención. Las personas que vieron las imágenes de  lagos, árboles y montañas, mostraron un rendimiento significativamente mejor que los que veían imágenes de edificios o formas geométricas. La naturaleza se considera un ambiente restaurador para ciertas funciones mentales y cognitivas.

5. Los ambientes naturales mejoran significativamente el estado de ánimo: Los participantes en este estudio vieron una película de terror y luego un video con entornos naturales o urbanos. Los que vieron las escenas de la naturaleza reportaron mejoras significativas en el estado de ánimo, mientras que aquellos que miraron entornos urbanos no lo hicieron. Además, cuanto más bello era el entorno natural que se les mostró, más mejoró su estado de ánimo.

¿Necesitas más motivos para hacer una excursión el fin de semana?

VivirAlaitzComentario